Volver a Identidad

¿Quienes somos?

CONOCENOS

 

NUESTRA OFERTA EDUCATIVA   

Nuestra oferta educativa, como escuela Católica, se basa en la visión del hombre que aparece reflejada en nuestro carácter propio.   Concebimos la EDUCACIÓN, como un proceso globalizador que favorece la formación integral y armónica de la persona y le permite conformar su propia identidad, construir una imagen  de la realidad  desde la concepción cristiana de la vida, del mundo y del hombre, que le capacite para participar en la construcción de un mundo más justo y más humano.   Nuestros Centros, reconocen a las familias, como principales responsables de la educación de sus hijos y, por tanto, consideran la tarea escolar como complemento del ambiente familiar, que juega un papel esencial en concretar los VALORES y ACTITUDES que los hijos interiorizan en los primeros años de su crecimiento.
LOS PADRES PRIMEROS RESPONSABLES DE LA EDUCACIÓN DE SUS HIJOS   Los Padres tienen el deber ineludible de educar a sus hijos. “La familia es la primera educadora” donde el niño:
  • No sólo esté alimentado, instruido y guiado, ante todo y  sobre todo, sean  NIÑOS  AMADOS.
  • Descubra a sus Padres como PEDAGOGOS, en la que su labor educativa es eficaz y fecunda.
  • Por su mediación se incorpore a la vida cultural de los que le rodean, de la sociedad en la que nace.
  • Descubre en sus Padres que sustentan los valores de EJEMPLO, AUTORIDAD Y AMOR.
Familia en abierta colaboración con la escuela De aquí se deriva la necesidad de dar cauce de participación efectiva y activa entre familia-escuela, siempre al servicio del educando, centro de la escuela y centro de la familia.   Nuestros Centros consideran necesario que la familia se abra a la escuela y que colabore activa, constante y responsablemente en la puesta en práctica del Proyecto Educativo y, por otra parte, es necesario que la escuela se abra a la familia reconociendo su derecho natural a la educación de sus hijos con todas las implicaciones.   EL ALUMNO CENTRO DE LA ACCIÓN EDUCATIVA   En nuestra acción educativa tenemos en cuenta dos ideas básicas:  
“El alumno es el sujeto de la propia educación”
“En la escuela, el niño, es el centro de la educación”
El perfil del alumno que se desprende de toda la obra educadora de Blanco Nájera, recoge los rasgos más sustanciales que hay que desarrollar:
LIBRE :
  • Personalidad libre y responsable
  • Libertad relacionada con la verdad
  • Hombres libres, que sepan hacer un buen uso de la libertad
RESPONSABLE
  •  “La educación debe favorecer su libertad de acción.
  • El educador le ayuda a desvelar el mundo de las motivaciones y valores que tiene su horizonte”    
SOLIDARIO
  • Se compromete en la sociedad en la que vive
  • Respeta la dignidad de la persona en su trabajo
  • Respeta la igualdad entre los hombres
  • Responsabilidad y participación en el servicio de las cosas
CRÍTICO
  • Se le proponen principios y verdades que le capaciten para el ejercicio del verdadero sentido crítico que le ayude a orientar su conducta.  
CRISTIANO
  • Contenidos educativos “impregnados de espíritu religioso”
  • La educación religiosa “debe constituir el elemento unificador de toda instrucción”  
PERSONA DE CARÁCTER: “Regla de oro la Educación Integral”
  • Fiel a sus convicciones
  • Sigue una dirección en sus actos
  • Constante en su obrar  
COOPERA ACTIVAMENTE EN SU EDUCACIÓN
Los alumnos encuentran en nuestros Centros posibilidades de participación muy variada mediante: ü  La expresión de intereses e inquietudes a través de la relación educativa que tienen a su alcance: tutores, profesorado. ü  El intercambio de puntos de vista con los educadores sobre la marcha del propio grupo-clase, así como de los acontecimientos de su entorno. ü  La asunción de responsabilidades en la dinámica propia del aula. ü  Participación directa a través del Consejo Escolar, para proponer iniciativas, colaborar en la toma de decisiones, compartir responsabilidades…   Blanco Nájera dice: “El alumno es el sujeto de la propia educación, necesita ayuda y apoyo en su proceso formativo, interviene activamente de acuerdo con las exigencias propias de la edad, y asume responsabilidades y niveles de participación proporcionados a su capacidad y madurez”  
EL PROFESORADO, ESTAMENTO FUNDAMENTAL DE LA COMUNIDAD EDUCATIVA   El trabajo de los profesores se desarrolla en la Comunidad Educativa – Pastoral. Su palabra, testimonio, aliento, ayuda, consejo, corrección delicada y experiencia son fundamentales en el desarrollo del proceso educativo.   Dentro de la Filosofía Pedagógica de Blanco Nájera podemos descubrir el papel importante del educador en el proceso formativo del alumno:   “La educación es ciencia que se aprende y arte en el que no se improvisan los maestros”   “Ejemplo, autoridad y amor, son las bases en las que se apoya la acción profesor-alumno”   “El maestro es siempre maestro aún,  fuera de la escuela y su vida y su conducta una verdadera y continua enseñanza”   El profesor deberá saber utilizar, su profesionalidad científica y su fe cristiana, con óptica pedagógica, en función de la educación integral y del crecimiento de las personas, armonizando razón y fe en las materias que imparte.   El profesor asume las necesidades  que se nos plantean como DESAFÍOS:
  • Opción por la MISIÓN COMPARTIDA: Identificación con el Carácter propio.
  • Opción por una PASTORAL que abra horizonte de fe y compromiso apostólico: Proyecto Educativo.
  • Por una CALIDAD EDUCATIVA: El Proyecto Curricular.
  • Por una INSERCIÓN y mejora del entorno: El propio entorno del Centro.
  • Por nuestra OPCIÓN POR LOS “MÁS NECESITADOS”: Atención a la diversidad.
  • Por el dinamismo de la sociedad: LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS.

 

Proyecto Educativo de Centro.

Para todos aquellos que deseen conocer nuestro Proyecto Educativo de Centro (PEC) os lo presentamos en el siguiente enlace.

© 2012-MALAGA — Contacto: Divino Maestro — Actualizado: mayo 25, 2018 — Visitas totales: 38,008 — Últimas 24 horas: 38 — Conectados: 0